lunes, junio 04, 2012

FOTOGRAFÍA EN LA FUNDACIÓN LEBENSOHN

Fotografía - Artes Visuales / 2012

FOTOGRAFÍA

EN LA FUNDACIÓN LEBENSOHN

La Fundación Lebensohn invita a la inauguración de cuatro muestras de Artes visuales que se verán en su multiespacio. Flavia Schuster presenta una exposición fotográfica sobre los internos del Borda; Daniel Bohm una serie de capturas que remiten al cine noir; Cecilia Sauri un ensayo visual sobre los límites y el entorno ajeno. Completa una muestra de Ataúlfo Hernán Pérez Aznar.
Apertura: jueves 7 de junio a las 19hs
Cierre: viernes 6 de julio
Horarios: lunes a viernes de 14 a 19hs
Multiespacio Fundación Lebensohn: Gral Hornos 238, Barracas
Informes: 50936750/58
Entrada: Libre y gratuita
Cecilia Sauri
Contornos de un espacio o espacio entre límites
Sobre la muestra
Contorno de un espacio o espacio entre límites: Estas fotos son una breve edición de un trabajo en proceso que busca explorar mediante la imagen el entorno ajeno. El desnudo intenta reflejar algo de nuestra contemporaneidad. Las personas, los espacios, y los objetos logran así un momento de estatismo e inmovilidad.
Cecilia Sauri
Estudió fotografía desde los 15 años con varios docentes y realizó la carrera de fotografía en la Escuela Argentina de Fotografía, paralelamente siempre estudiando de manera autodidacta.
Cursó talleres con Daniel Tubío, Jorge Leiva, Guillermo Mischkinis, Tony Váldez, Gustavo de Maria Molinari. Cursó distintos seminarios de fotografía en Buenos Aires y en Uruguay.
Desde el 2009 empezó a desarrollar su trabajo personal con la ayuda de Lena Szankay como docente, y hoy en día realiza un taller de estética y lenguaje de la fotografía con Ataúlfo Pérez Aznar.
Además de dedicarse a la fotografía hizo un taller de arte terapia y está realizando una pasantía en un centro terapéutico infantil que consiste en la psicoterapia por el arte.
Ataúlfo Hernán Pérez Aznar
Autorretratos 1979/2012
Ataúlfo Hernán Pérez Aznar
Nació en la Plata el 21 de agosto de 1955. Es geógrafo, egresado de la Universidad Nacional de La Plata.
Ha fundado la primera fotogalería especializada del País, “OMEGA” en 1980.
Cuenta con diferentes muestras itinerantes permanentes: ‘ACERVO’, ‘LOS FOTOGRAFOS - AUTORRETRATOS I, II, III, IV y V’, ‘DESNUDOS - FOTOGRAFIAS’ (1986), ‘FOTOGRAFIA ARGENTINA DE LOS 80 - VISION DE UNA DECADA’ (1990), ‘EL DESNUDO CONTEMPORANEO EN ARGENTINA’ (1996) ‘MAS ALLA DE LA GENERAL PAZ’ (1998).
De su autoría ha sido publicado el libro, ‘MAR DEL PLATA -¿INFIERNO O PARAISO?’ y su obra está incorporada a los siguientes libros: Arte Fotográfico
Argentino, colección del Museo de Arte Moderno de Buenos Aires (1999); Siglo XX Argentino Arte y Cultura, Centro Cultural Recoleta (1999); Nueva Fotografía Latinoamericana – Cuerpos (14 fotografías) (2006); ABC de las Artes Visuales en la Argentina de Osvaldo Svanascini (2006).
Fue cofundador junto con otros fotógrafos del NAF, Núcleo de Autores Fotográficos.
En 1991, creó El CENTRO DE FOTOGRAFIA CONTEMPORANEA, CFC, en donde creó un banco de datos de La Fotografía Latinoamericana.
Fue organizador de los eventos internacionales, JORNADAS DE FOTOGRAFIA BUENOS AIRES - LA PLATA- 88. TALLER LATINOAMERICANO DE FOTOPERIODISMO, DEL 1º, 2º y 3º MES DE FOTOGRAFIA LATINOAMERICANA, en La Plata. Su obra personal consistente en diferentes muestras individuales ha sido expuesta desde 1979 en Argentina y en el exterior.
Flavia Schuster
Servicio de Admisión
Cuenta Schuster sobre la muestra
Muchas de estas personas fueron depositadas por sus familias en el Servicio de Admisión del Hospital Borda, condenadas por la sociedad al abandono y al olvido.
Dentro de un galpón derruído en los jardines del hospital invité a los usuarios del hospital a que posen sin la mirada de médicos, enfermeros o guardias. Les pedí que se sienten y -literalmente- se miren a un espejo vidriado que pegué a la lente de mi cámara.
La reencarnación del General Perón me llevó del amor al hartazgo. Me cuentan que otro mató a su madre. Otro que nunca fue un paciente pero duerme en los jardines del hospital, intentó robarme la cámara. Mi preferido es un niño delirante viviendo en el cuerpo de un hombre de 53 años; me llama mamita y me dice que Paulina y Guido, sus hermanos, son mis hijos.
Uno que es voluntario del hospital desde hace 8 años me ayudó con esta serie. Aquél usa exactamente la misma vestimenta todos los días.
Lacan propone que el estadío del espejo constituye una experiencia de identificación fundamental en la cual el niño conquista la imagen de su propio cuerpo.
Los espejos solían ser escondidos en los neuropsiquiátricos para que pacientes no pudieran confrontar su propia imagen. Luego de años de medicación y desolación social, sus reacciones variaban desde la negación hasta la curiosidad y el rechazo.
La siguiente serie presenta hombres olvidados. Mirándose a sí mismos.
Flavia Schuster
En el 2010, después de vivir 15 años en Perth, Australia, Flavia Schuster regresó a Buenos Aires. Actualmente coordina un taller de fotografía en el hospital Borda donde también realizó su serie "Servicio de Admisión". Flavia se licenció con honores en Photomedia por Edith Cowan University y ha expuesto su trabajo desde el 2002 en Art Gallery of Western Australia, FotoFreo 12 y Sydney Centre for Photography, Australia, Argentina, España, Lituania y Estados Unidos. -- Mi Web: www.flaviaschuster.com
Daniel Bohm
Entropía
_
Sobre Entropía
Con el título de Entropía, el cineasta Daniel Böhm estrena una muestra en la que incursiona una vez más en la fotografía. Aquí lo hace con fotos en formato medio y un contrastado blanco y negro, con fuertes reminiscencias del cine “noir”. La muestra está compuesta por varios dípticos en los se combinan el retrato con la naturaleza, en un estilo que fue definido como “perverso y neobarroco” por el artista y crítico Osvaldo Romberg. La muestra se inaugura el próximo jueves 7 de junio y permanecerá hasta el 7 de julio de 2012.
Datos Técnicos
Fotografías en blanco y negro.
Tomas analógicas en formato medio (negativo 6x6).
Copiado óptico en papel fibra.
Curador: Guillermo Ueno
Texto crítico: Osvaldo Romberg
Daniel Böhm
Estudió dirección de cine y fotografía en la New York University y School of Visual Arts, luego de un inicio profesional como médico psicoanalista. Expuso sus films y fotografías en varios países. Sus últimas muestras fueron en el Centro Recoleta, Galería Laura Haber, Salón Nacional de las Artes, Beth Hahomaut de Tel Aviv y la Slought Foundation de Philadelphia.
Ha recibido los siguientes premios: Golden Plaque Chicago International Film Festival, primer premio en el New York Papp festival, el, primer premio del Festival de Video Danza de Latinoamérica y el Caribe, Premio Casa de las Américas, León de Plata en Cannes, Fiap, New York Festivals, entre otros.
Sus obras exploran los límites del lenguaje del cine, utilizando disciplinas como la danza, la fotografía y la música en una investigación poética del movimiento. Realizó numerosos films experimentales, fue creador del programa de TV “El Rayo”, y dirigió cientos de premiados comerciales y videos musicales.
Cuenta Osvaldo Romberg
Entropía es una ley de la física que define el desorden, el caos, y la incertidumbre. Es también el intercambio imposible de medir o utilizar, presente en las transformaciones entre dos estados. Es energía que no trasmuta ni vuelve, pero que es esencial para el equilibrio del universo.
Las fotografías de Daniel Böhm remiten a un mundo perdido, antiguo, y que al mismo tiempo brilla en las modulaciones de la luz que irradian los personajes de sus retratos. Ordenados en inquietantes dípticos, estas imágenes ponen en relación a personas, animales y cosas, inmersos en la naturaleza. Son vestigios, partes de un todo más vasto, imposible de medir o definir, pero sí de percibir, como un perfume o una idea.
Estas fotografías son profundamente oscuras, casi negras, y al mismo tiempo, descarnadamente luminosas. Tienen un alto contraste, con reminiscencias cinematográficas del film noir, de imágenes de otros tiempos. Una clima de melancolía que sin embargo no es tristeza, sino una alegría de la forma.
En ese sentido, no es gratuita la elección de Böhm de trabajar con negativo en blanco y negro de formato medio, y copiarlos luego con una tecnología casi en extinción. Estas copias en papel fotográfico, sin ser perfectas ni académicas, tienen la potencia de una mirada implacable y piadosa al mismo tiempo. Una mirada perversa, en donde la sensualidad inviste la textura de cada trazo, excitando a la vez la mirada del espectador con los recursos más simples.
Aunque estas fotos puedan verse como dípticos o por separado, en última instancia están vinculadas por un sistema de relaciones, una meta-narrativa que puede dividirse en pedazos y ser luego juntada nuevamente, que puede ser disuelta y luego re-estructurada, en un principio de simultaneidad.
Es por eso que la obra se inscribe en el terreno del barroco, ya que vemos una dimensión de la realidad para la cual este estilo resulta el único referente. Aquí el erotismo se manifiesta como un juego con el objeto perdido, juego cuya finalidad está en sí mismo y cuyo objetivo no es la conducción de un mensaje sino su desperdicio en función del placer.
Sobre Daniel Böhm: Hay algo profundamente extraño en la obra de Daniel Böhm, algo alejado de nuestro tiempo, algo sin tiempo. Estas películas sugieren apariciones del pasado, películas que se ven y se sienten como antiguas. Al desarrollarse, las imágenes hacen que uno se dé cuenta que está mirando la historia misma del cine. Insertándose en esta estrategia artística, la obra de Böhm crea una experiencia semejante a un reencuentro filogenético con la esencia de la cinematografía. Comprometiéndose con el aspecto colectivo de la naturaleza humana y rechazando las trivialidades momentáneas del drama humano, las películas de Böhm crean una narrativa universal de psicología plurisexual actuada a través de sugestivos bailes de actores silenciosos.